07 September 2011

Mi Verdadero Amor

Category: Feminismo

¡Al fin de regreso al colegio!


Kenzo y yo nos hemos levantado temprano para alistarnos y no olvidar de llevar toda esa tremenda lista de útiles.  Mi hijo, aburrido de tantas vacaciones, tiene la gran ilusión de saludar a sus maestras y sobretodo a Génesis, su compañerita especial…
Nervioso por que le pueda tocar en mala suerte estar en un paralelo diferente al de su amiguita…   No es un asunto al que le doy demasiada importancia porque tienen 7 años, sin embargo, nace dentro mí un mounstrito celoso al estilo de Ben 10 que desea todo lo contrario.

 

Igual que el año anterior, olvido que mi pequeño ya es estudiante de la primaria, el nurseryy el preescolar ya pasaron a la historia, como pasaron también mis “permisos” de dejarlo hasta el aula, de mandarle un beso volado y de asegurarle que estaré fuera esperando a que salga…    ¡Cómo somos las mamás de obsesivas y miedosas!
Pero el sistema educativo también educa mamás obsesivas y miedosas, a medida que los niños van avanzando de nivel, nosotras vamos aprendiendo a respetar sus espacios, a confiar que todo estará bien y a aceptar que esos bebés cada vez son más del mundo y menos de sus mamás…..   Buuuu…..
Como dice una hermosa canción de cuna……… “quisiera que no crecieras, que te quedaras así, quisiera que siempre fueras muy feliz….. mi cachito mi pedazo de angelito, mi cachito mi pedazo de huracán……..”

Como decía antes, olvidé de nuevo que Kenzo tiene que ingresar a la escuela SOLO, pero inmediatamente me lo recordaron las autoridades del establecimiento, de modo que me quedé en la puerta por varios minutos más, tiempo que a la final sirvió para reconocer a la amiguita especial de mi hijo….

-          ¡Date prisa Génesis! ¡estás tarde!  -  Le gritó una maestra

Al escuchar el tan famoso nombre regresé a mirar: una chiquitina de chimbitas en el pelo, que se movían de un lado a otro con el trote, se aproximaba a la entrada. 

Llegaba con una gran sonrisa en el rostro, mostrando sus dientes ya mudados.

Se le cayó algo al piso y la maestra la apresuraba, pero la niña, haciendo caso omiso, detuvo su carrera para buscarlo.

-          ¡Génesis, ya están en la formación y tú no llegas!

-          Ya voy maestra, ya voy, es que se me ha caído la carita feliz del Kenzo.  – Dijo la nena buscando un sticker entre una docena de pies que entraban y salían.


¡Del Kenzo! ¡de mi hijo!

Enseguida brotó de mí, la segunda transmutación celosa de Ben 10…  Pero me quedé como una simple observadora de los acontecimientos; cuando alcancé a mirar una forma redonda sobre mi zapato me agaché a recogerlo.

-  ¿Buscas esto nena?   -  Le pregunté.

-  ¡Sí, si! ¡gracias señora! Es que es para mi amigo Kenzo   -  Del apuro me lo arranchó y se perdió de mi vista.

Me quedé pensando en el amor….

Rememorando mis 7 años en un colegio de monjas donde no había opciones de expresar este tipo de cariños con el sexo opuesto, así que sólo me dediqué a jugar; pero cuando cumplí los 15 ya me desenvolvía en un ambiente mixto donde inevitablemente los amores brincan como papas fritas…… porque el aceite está en su máxima temperatura.

Aquellos recuerdos tan hermosos me provocan nostalgia, porque las sensaciones de entonces dieron lugar a amores incomprensibles y sublimes, pocos hechos realidad, muchos que nada más quedaron como bellos recuerdos, otros que jamás llegaron a ser…

Sin embargo, mi VERDADERO AMOR se llama Kenzo; mi pequeño de 7 años, que crece para mi alegría, pero, por primera vez descubro que los celos me matan….. Celos del mundo que lo va absorbiendo, celos de una niñita de chimbitas locas….  Celos del tiempo que me roba al bebé…

Y yo, ahora estoy aquí, sosteniendo del cordón umbilical que nos une desde que lo concebí y confesando sin más ni más que mi debilidad es mi hijo y que es el único que ha nacido para transformar mi coherencia en un mountrito celoso de Ben 10…..

La esperanza es continuar aprendiendo esto de ser mamá, sino las pobres novias de mi hijo saldrán huyendo apenas se encuentren con mi HULK interior si no lo controlo desde ahora…..

La Qka

Tu alma de guerrera contiene la rudeza
de quien cae, levanta, cae y vuelve a levantar…
Eres la heroína de la vida,
Allí donde tus luchas te dan la gloria,
aunque venzas, aunque pierdas,
en la realización de tus sueños está la Real Victoria.
Tu figura femenina es todo un enigma,
en aquel mundo masculino donde se van de bruces…
más, tú te luces,
mujer que besa el cielo, mujer que besa el piso,
mujer que empuña el arte cual acróbata de rizo.

Los Guantes de Qka
3.png1.png8.png3.png8.png9.png
Hoy29
Ayer142
Esta semana617

Friday, 03 April 2020