30 July 2014

Tu Boca

Category: Eróticos

Me cuentas acerca de las polillas que se comen la madera… creo… ¡No! Estábamos hablando de lo bello que es el Lago San Pablo, de Otavalo… No… más bien hablábamos de que las sombrillas son efectivas para esta época del año… La verdad… no sé de qué mismo estábamos hablando y es que tu boca...tu boca tiene algo que entretiene a mis sentidos…

No sé qué es… pero cuando hablas tus labios se inclinan hasta saludar con mis bajos instintos y siento allí adentro las ansias de brincar sobre ti para mordértelos…

Pero estábamos conversando de.. de qué..  Ahh… de algo de esoterismo, de hambrunas, de la paz mundial…  Por favor… vuelve a pronunciar “Paz mundial”…

.-    ¿La qué?

-    … la paz mundial…  

 Me respondes sin imaginar que me produces ligeras palpitaciones íntimas… Tu boca… me acaricia los oídos con las frases que se desparraman de tus historias, mientras mis ojos se achican ante el deseo inclemente de poder posar en tus labios un beso…

Mi cordura aún me tiene bien parada, aún soy la dama, aún el cruce de mis piernas no dejan notar nada… solo son mis manos que entrelazan los dedos con nerviosismos disimulados… Ohhh si… claro que sí… el ejercicio es vital para la salud en general y no sé para qué más…  ¿La masturbación? Ohhh noooo…. 

No me hables de temas que pueden despertar mi fierecilla…  Que… ¿Qué?  Que el sexo oral… ohhh dios mío… que te gusta jugar con la lengua sumergida quién sabe dónde….  ¡No! No me hables de eso por favor… Quizás te has dado cuenta de que mi mirada se balancea hundida en una hamaca y que bajo mi vestido se corre mi desnudez en delgadas líneas de histerias pornográficas… Y tu boca… sonríe maliciosamente, dejándome observar más que tu sensualidad inconsciente, mostrándome pantallazos subliminales de quien se gozaría de mi cuerpo obsesionado de tus labios carnosos… ¿Qué ya es muy tarde? ¿Qué te vas? Nooooo…. 

Me lanzaría sobre ti ahora mismo, con mi sombrero, botas y el cabestro…  Me montaría sobre tu lomo, espoleando tus caderas, para que no pierdas la viada… para que sepas bien quien manda… Pero… ¿Qué? Te vas… Hablamos de la madrugada, del frío, de lo lejos que vives… y de… de qué más… no me acuerdo… porque ahora son tus ojos los que me han sometido a cautiverio… ¿Cómo hiciste eso? ¿Tácticas de Mario Benedetti? Y me cuentas que no existen despedidas y me cuentas alguna cuestión de sistemas binarios, de computadoras o de seres humanos… no lo sé… no me acuerdo… porque en este punto si no te vas ahora, me van a matar las ganas  de poseer tu alma, a través de tu boca… Y me humedezco los labios, tanto de arriba como de abajo, mientras desapareces tras la puerta llevándote contigo… esa… ¡tu boca! La que idolatraría mis pies… si fueses mi sumiso… Ohh… tu boca…

La Qka

Tu alma de guerrera contiene la rudeza
de quien cae, levanta, cae y vuelve a levantar…
Eres la heroína de la vida,
Allí donde tus luchas te dan la gloria,
aunque venzas, aunque pierdas,
en la realización de tus sueños está la Real Victoria.
Tu figura femenina es todo un enigma,
en aquel mundo masculino donde se van de bruces…
más, tú te luces,
mujer que besa el cielo, mujer que besa el piso,
mujer que empuña el arte cual acróbata de rizo.

Los Guantes de Qka
3.png1.png0.png8.png6.png2.png
Hoy82
Ayer170
Esta semana1211

Saturday, 22 February 2020